COLOR2.GIF (68 bytes)

Año XIV, vol 11, N°2, abril de 2004

ADIOS A UN AMIGO

 

Este fue el último artículo que escribió para nuestra revista Alcmeon el querido profesor Julio Morinigo Escalante. Su inesperada desaparición nos dejó a todos consternados y llenos de una profunda tristeza. Como siempre sucede, la muerte nos resulta impactante cuando pasa al lado nuestro y sobretodo con alguien tan querido y vital como era Julio César. Él era y es muy querido por nosotros, ya que siempre fue incondicional, de una sola palabra, de un excelente buen humor y de una calidez en la amistad sin par. Todos lo conocían y estimaban. Nos consuela saber que murió peleando, viniendo a un Congreso en Buenos Aires con todos sus alumnos y colegas, atendiendo pacientes, dando conferencias, haciendo un libro. Murió como un soldado de la medicina, como yo quisiera morir: rápida y dignamente, peleando en la trinchera. Gracias a Dios nos dejó un libro producto de su fe y entusiasmo. No puedo dejar de agradecer su permanente colaboración con la Clasificación Internacional Wernicke-Kleist-Leonhard junto al Prof. Beckmann. Fue un placer en nuestro último Congreso, en la presentación de su libro, ver como hablaba alemán y traducía simultáneamente la presentación de Beckmann. Fue una presentación muy bien calificada por todos los concurrentes en ese día. Sin duda se nos fue un grande de la psiquiatría latinoamericana. Siempre estarás en nuestro recuerdo con gran afecto y admiración. Ya nos encontraremos en la otra vida.

 

Tu amigo, Alberto Monchablon

 

 

Contáctenos.